El pasado día 28 de febrero de 2015 se publicó en el Boletín Oficial del Estado el Real Decreto Ley 1/2015 de mecanismo de segunda oportunidad, reducción de carga financiera y otras medidas de orden social.

En el ámbito social el mismo viene a establecer un nuevo incentivo para la creación de empleo estable, consistente en la fijación de un mínimo exento en la cotización empresarial por contingencias comunes a la Seguridad Social por la contratación indefinida de trabajadores.

El beneficio a aplicar consiste en que los primeros 500 euros de la base mensual correspondiente a contingencias comunes quedarán exentos de cotización empresarial cuando el contrato se celebre a tiempo completo, y cuando el contrato se celebre a tiempo parcial, dicha cuantía se reducirá en proporción al porcentaje en que disminuya la jornada de trabajo, que no podrá ser inferior al 50 por 100 de la jornada de un trabajador a tiempo completo.

Este beneficio en la cotización consistirá en una bonificación, a cargo del Servicio Público de Empleo Estatal, en caso de que el contrato indefinido se formalice con jóvenes inscritos en el Sistema Nacional de Garantía Juvenil, y en una reducción, a cargo del sistema de la Seguridad Social, en los demás supuestos.

La bonificación o reducción se aplicará durante un período de 24 meses. En el caso de empresas con menos de 10 trabajadores la medida se prolongará durante 12 meses más, quedando exentos durante este último período de la aplicación del tipo de cotización los primeros 250 euros de la base de cotización o la cuantía que proporcionalmente corresponda en los supuestos de contratación a tiempo parcial.

Respecto a los requisitos para disfrutar del nuevo beneficio en la cotización, las empresas deberán:

  • Hallarse al corriente de sus obligaciones tributarias y de Seguridad Social.
  • No haber extinguido contratos de trabajo, bien por causas objetivas, bien por despidos disciplinarios, que hayan sido declarados judicialmente improcedentes, o bien por despidos colectivos que hayan sido declarados no ajustados a Derecho, en los 6 meses anteriores a la celebración de los contratos que den derecho a la bonificación que se regula. La exclusión del derecho a bonificación afectará a un número de contratos equivalentes al de las extinciones producidas.
  • Celebrar contratos indefinidos que supongan un incremento tanto del nivel de empleo indefinido como del nivel de empleo total de la empresa.
  • Mantener durante un período de 36 meses, a contar desde la fecha de efectos del contrato indefinido con bonificación, tanto el nivel de empleo indefinido como el nivel de empleo total alcanzado, al menos, con dicha contratación. No se tendrá en cuenta a efectos de este cómputo, las extinciones de contratos de trabajo por causas objetivas o por despidos disciplinarios que NO hayan sido declarados no ajustados a derecho, así como las extinciones causadas por dimisión, muerte o incapacidad permanente total, absoluta o gran invalidez de los trabajadores o por la expiración del tiempo convenido o realización de la obra o servicio objeto del contrato, o por resolución durante el período de prueba.
  • No haber sido excluidos del acceso a los beneficios derivados de esta normativa por comisión de infracciones graves previstas en la Ley de Infracciones y Sanciones del Orden Social (RD Legislativo 5/2000)

En cuanto a exclusiones se prevé que NO serán de aplicación estas bonificaciones en los supuestos de:

  • Relaciones laborales de carácter especial.
  • Contrataciones que afecten al cónyuge, ascendientes, descendientes y demás parientes por consanguinidad o afinidad, hasta el segundo grado inclusive, del empresario o de quienes tengan el control empresarial, ostenten cargos de dirección o sean miembros de los órganos de administración de las entidades o de las empresa que revistan forma jurídica de sociedad, así como las que se produzcan con estos últimos.
  • Contrataciones de trabajadores que hubiesen estado contratados en otras empresas del grupo de empresas del que forman parte y cuyos contratos se hubieran extinguido por causas objetivas o por despidos disciplinarios que hayan sido unos u otros declarados judicialmente como improcedentes, o por despidos colectivos que hayan sido declarados no ajustados a Derecho, en los 6 meses anteriores a la celebración de los contratos que dan derecho a la bonificación.
  • Contratación de trabajadores que en los 6 meses anteriores a la fecha del contrato hubiesen prestado servicios en la misma empresa o entidad mediante un contrato indefinido.

Para el supuesto de contratación indefinida de beneficiarios del Sistema Nacional de Garantía Juvenil, se permite la compatibilización de los incentivos previstos en el artículo 107 de la Ley 18/2014, de 15 de octubre, de aprobación de medidas urgentes para el crecimiento, la competitividad y la eficiencia, y también se declara compatible con la ayuda económica de acompañamiento que perciban los beneficiarios del Programa de Activación para el Empleo, en caso de formalizarse el contrato con ellos.

El nuevo beneficio en la cotización por contratación indefinida coexistirá hasta el 31 de marzo de 2015 con el regulado en el Real Decreto-ley 3/2014, de 28 de febrero, previéndose en la disposición transitoria segunda del real decreto-ley que los beneficios a la cotización a la Seguridad Social que se vinieran disfrutando por los contratos indefinidos celebrados con anterioridad a la fecha de su entrada en vigor, se regirán por la normativa vigente en el momento de su celebración.

También se legislan nuevas medidas de apoyo a los trabajadores por cuenta propia (AUTÓNOMOS), pues se incluye una medida de apoyo a los mismos basada en beneficios de Seguridad Social (reducciones de la cuota a pagar) para aquellos supuestos en los que el profesional deba atender obligaciones familiares que puedan influir en su actividad (cuidado de menores de 7 años o de familiar a su cargo en situación de dependencia acreditada). Dicha medida consiste en una bonificación en la cuota del trabajador por cuenta propia a la Seguridad Social, en una cuantía vinculada a la base de cotización media de los últimos doce meses del trabajador autónomo, garantizando así la proporcionalidad de la medida.

Importante destacar que el disfrute de esta bonificación queda supeditado al cumplimiento de los siguientes requisitos:

  • Permanencia en el régimen de autónomos
  • La contratación de un trabajador por cuenta ajena a tiempo completo o parcial, que deberá mantenerse durante al menos 3 meses desde la fecha de inicio del disfrute de la bonificación. Cuando se extinga la relación laboral por cuenta ajena, el trabajador autónomo podrá seguir bonificándose en su cuota si contrata a otro trabajador por cuenta ajena en un plazo máximo de 30 días.

En caso de incumplimiento de algún requisito de los expuestos el autónomo deberá reintegrar el importe de la bonificación disfrutada.

Además resaltar que solo tendrán derecho a esta bonificación los autónomos que no tengan trabajadores por cuenta ajena contratados en la fecha de inicio de la aplicación de la bonificación y durante los 12 meses anteriores a la misma.