Se aprueba la regulación de los grandes yates

No existía una regulación específica para los buques de recreo de una eslora (Lh) superior a 24 metros y de arqueo bruto inferior a 3000 GT, que puedan transportar hasta 12 pasajeros sin incluir tripulación, los llamados “megayates”.

Sin embargo, el interés del gobierno por potenciar la actividad de los astilleros y los beneficios económicos que comporta que los armadores de grandes yates naveguen bajo su pabellón ha propiciado que el pasado día 19 de octubre entrara en vigor el Real Decreto 804/2014, de 19 de septiembre en el que se regula el régimen jurídico y las normas de seguridad de los grandes yates.

En concreto, el Real Decreto regula el régimen de las tripulaciones y de la navegación, las obligaciones de los propietarios del buque y del pasaje, las normas de abanderamiento, matriculación y marcas, los certificados exigidos, los regímenes de inspecciones, reconocimientos y controles así como, el régimen sancionador. En su Anexo obran transcritas las normas técnicas de seguridad y prevención de la contaminación que deben cumplirse.

La nueva normativa se aplicará a los buques de recreo con una eslora (Lh) superior a 24 metros y de arqueo bruto inferior a 3000 GT, que puedan transportar hasta 12 pasajeros, ya sean nuevos, a los procedentes de otros registros que soliciten su abanderamiento y registro en España, y los buques abanderados en España que cambien de grupo o clase y pasen a ser considerados de recreo. Los buques de recreo existentes abanderados en España antes de la entrada en vigor del Real Decreto se les exigirán las prescripción técnicas que les eran anteriormente exigibles.

Share Button